Lunes, 12 de diciembre de 2011

... Es el sello corporativo de Bethesda.

Mira que antaño los bugs existían, y no había remedio para salvarlos. La única forma era contentarse si los encontrabas y, en el caso que fuera uno muy gordo, esperar a que la compañía le diera por distribuir un diskette que substituyera el que tenías erróneo. Claro, eso era antaño, cuando todo se picaba a código máquina de una forma muy compleja y no podían perder el dinero que estaban usando para el juego de marras en algo tan tonto como un error.

Pero hoy en día, oye, jode, y mucho. Pero jode porque si te lo planteas bien, los fallos de ahora no es que sean más notables; es que cuanto mayor es la envergadura del juego, más gordos son y más posibilidades hay de que te fastidien la partida. Y lo peor es que cada vez más, las compañías recortan en betatesteo, esa fase donde se prueba que todo, TODO, vaya bien. Vamos, que a la larga los que les hacemos esa fase final y de gratis somos los usuarios. Total, que acabas comprando el juego, lo metes en la consola, y te encuentras ya el primer parche.

Bueno, venga, eso no te va a molestar... Bueno, si no posees la consola conectada a internet, la cosa se complica bastante. Y es que esa gente tiene que bajarse los parches a su pc, meterlos en un pen, y instalarlos en la consola. Total, que de repente empiezas a jugar y te das cuenta que algunos personajes no hablan, las misiones no funcionan, hay errores gráficos... Cojonudo. Y te vas encontrando eso cada tres horas. Es genial, ¿Verdad? Pues nada, a pringar, piensas, porque ya que has gastado sesenta euros, no te vas a amargar.

Y entonces viene lo mejor: Te sueltan otro parche, pero ojo, que no es un parche que te arregla las cosas. No, es uno que lo empeora. De repente hay guardias que deciden no perdonarte de por vida y matarte una y otra vez; dragones que vuelan hacia atrás, misiones que se quedan medio colgadas, tus resistencias a las mágias bajan a cero, y los errores de posicionamiento se multiplican. Un pollo enorme. ¿Que coño ha pasado aquí?

Pues es la pregunta que todo cristo se hace y nadie sabe responder. Bethesda es una compañía grande, y buena, pero desgraciadamente, la fase del betastesteo se la pasa por el forro. Y eso es algo imperdonable, maldita sea. ¿Porqué mi pareja decide matarme cuando voy a mi casa? ¿Puedo robarle a la gente y la peña no se empana? Espera; ¿Ese ogro me ha enviado a la estratosfera? ¿Nos hemos vuelto todos locos? Ah, no, es que de repente, no puedo seguir esta misión porque le falta un texto de dialogo al personaje, o no puedo casarme con este otro porque su misión está corrupta y no puedo finalizarla. Y lo mejor de todo es cuando chocas contra una pared y no te deja despegarte de ella. De puta madre. Y de repente me sueltan un parche que NO solo NO arregla este desmadre, si no que lo empeora: Los gráficos se vuelven majaretas si el juego estaba instalado en el disco duro; los dragones vuelan hacia atrás, a veces faltan textos... Y lo mejor de todo: LO mismo te corrompe la partida y a tomar por saco tus 300 horas de juego que nadie podrá devolverte.

En serio, Bethesda, lo estáis empeorando. No saquéis parches sin mirar, por el amor de dios. Un día de estos meteremos algo que nos petará la gráfica a todos, y creo que la patata ya la tenemos bastante encogida de los sustos que nos pegáis... Es mas: No saquéis el juego hasta que no lo tengáis bien testeado, por favor. Que luego toca esperar a una edición goty y estamos año y medio ahí, mirando las musarañas, y a ver. O bueno, no, con lo bien que ha ido noviembre, juegos no faltarán, pero..


Compartir en:
Comentarios
 


Advertencia: Todas las opiniones emitidas en este blog son hechas a título personal por cada uno de los autores originales de los artículos, así mismo, el contenido de cada artículo refleja únicamente las ideas y opiniones del autor original de la misma. Este blog no se hace responsable de los comentarios emitidos por sus visitantes y se reserva la potestad de moderarlos según sea necesario.