Viernes, 31 de julio de 2009
Por Lizarman11 @ 23:04  | Cine
Comentarios (2)  | Enviar
LA CRISIS CARNÍVORA.

- Director: Pedro Rivero.
- Guionistas: Egoitz Moreno y Pedro Rivero.
- Estudio: Nikodemo Animation.

El cine va mal. El cine va fatal. El cine da pena. Y esto es ahora. El cine solía ir genial hace unos cinco o seis años atrás, y con esto solo quiero plantear esta pregunta. Si el cine español iba mal cuando el cine en general iba bien, ahora que el cine en general va mal, ¿Cómo de malo es el nivel del cine español? No me atrevo a dar una lectura, se me rompería el contador Geiger de mi PipBoy 3000. Y una muestra de esta macro crisis del cine español, es “La Crisis Carnívora”, la última aberración de la animación española.
Primero, un poco de historia de cómo empezó este proyecto. La Crisis Carnívora empezó como un cómic editado por Norma Editorial, que iba a componerse de cuatro números. El primero de todos, subtitulado “Las Altas Colinas” establecía la historia y dejaba la puerta abierta  nuevos números. Esto era en 2005. Desde entonces no se ha vuelto a ver ni un solo cómic, ni tampoco se sabe si van a sacar los tres números que faltan en el momento en que esto se escribió. Pero acabando 2005, el estudio creador la serie flash “Cálico Electrónico” publicó un trailer en su página web titulado “La Crisis Carnívora: El Padrino”. Fue el primero de muchos trailers que iban parodiando diferentes películas, como “Taxi Driver”, y en especial “Blade Runner”. Lo que me hace gracia es como empezaban los trailers. Te mostraban los apellidos de famosos como (José) Coronado, (Alex) Angulo, (Carlos) Sobera, (Pablo) Carbonell, (Enrique) San Francisco, indicando que este era un proyecto lleno de “Grandes Voces”. Pero lo mejor era el final. Siempre salía el personaje, de lo que supongo es una hiena, con la voz de Enrique San Francisco, soltando tacos y pidiendo una cerveza, tras lo cual daban un abstracto número: 2006. Es decir, que la película se iba a estrenar en 2006. Guau. Eso si que es visión de futuro. Veamos como les fue, en esta cutre línea cronológica que me he marcado.

2005 – Sale el cómic publicado por Norma Editorial. Empieza a haber fans y excitación moderada con pronóstico de chubascos en forma de fanfics.
2005 – (A finales) Sale el primer trailer en la Web de Nikodemo Animations.
2006 – Nikodemo crea una página web independiente para “La Primera Película de Animación Flash del Cine Español”.
2006 – (A mediados) Han salido dos trailers más, pero ni rastro de la película.
2006 – (A finales) La película brilla…por su ausencia.
2007 – A lo largo de todo el año salen mogollón de trailers y dibujos conceptuales. ¿Película? ¿Ein?
2008 – Un trailer más. Nikodemo asegura que está ultimando los detalles para llevarla al cine a finales de este año.
2008 – (A finales) La película se estrena en las salas de España. Para atraer al público también la estrenan con un corto de Cálico Electrónico.
2008 – (Dos semanas después) La película es retirada de la Cartelera.
2009 – Los Goya ignoran la película como posible candidata a “Mejor Película de Animación”.

Okey…Veamos esto con tranquilidad. Después de tres años de dar a los fans y a los seguidores de Nikodemo nada más que huesos y que pedradas, al final lo único que quedo de marca de la película fueron dos asquerosas semanas en taquilla, y la ausencia de la misma en los peores premios de cine del mundo (Si, aún peores que los Oscar, no me toquéis las narices). Y yo me preguntaba en aquel entonces, ¿de verdad es la película tan mala? ¿De verdad no hay nada que la pueda salvar? Dejad que os ahorre el suspense y vaya directamente al grano: ¡¡¡NO!!! ¡¡¡NADA!!! ¡¡¡NADA DE NADA DE NADA DE NADA!!! ¡No hay nada que se pueda salvar de esta película! (Bueno, quizás una o dos cosas) ¡De esta aberración que quiere hacerse pasar por película! Y os lo voy a explicar en cuatro puntos fundamentales en los que la película se estrella como si tuviese la popa llena de pedruscos. Y si pensáis que este artículo puede ser confuso, creedme, comparado con la película es cristalino.

Primer Punto: Las bromas no hacen maldita gracia.

No voy a decir que Nikodemo no sabe hacer comedia. Cálico Electrónico es una de las series flash más divertidas que he visto en mi vida, quizás la más divertida hecha en español. Pero, ¿sabéis por que es eso, chavales? ¡Por que los episodios duran cinco minutos o menos! Es el típico sentido del humor de un chiste de una línea, es un sentido del humor de usar y tirar, ves un episodio, se acaba y dices: Pues me ha hecho gracia. Cuando intentas adaptar ese sentido del humor a una película, da igual lo larga que fuera, lo único que vas a conseguir es caerte con todo el equipo. Sobre todo cuando son bromas basadas en palabrotas o en lenguaje derivado del “Caca, culo, pedo, pis” que tanto molaba poner en los cómics de cuando el tío ese del bigote gobernaba (abierto a la interpretación). Pero a día de hoy la gente ya no se ríe de lo mismo, al menos a largo plazo. Por eso las bromas y los conocidos “running gags” no hacen gracia alguna. Os diré un ejemplo. Hay una escena en la que, a modo de ofrenda, le dan al rey de los leones, un león gordo, piojoso y medio calvo, una jirafa. El león la coge y se pasa treinta segundos diciendo “Vaca, vaca, vaca que te cagas. Vaca, vaca, vaca que te cagas” sin parar. Durante treinta segundos. Con una voz que parece un psicópata sexual. Y no acaba ahí. La broma la repiten hasta tres veces en toda la película. Si no hizo gracia la primera vez, ¡¡¡la segunda y la tercera solo nos van a poner de peor humor!!! Otra broma que también repiten es que el rey de los leones no deja de abusar sexualmente de su yerno…Si, no es invención mía…Ojala lo fuera, por que entonces se cual es la solución (antidepresivos). Pero aquí, ¿qué hago? ¿Me cargo la tele? ¿La peli? ¿El DVD? No espera, ya se que hago, me tiro por la ventana y dejo que mi espíritu corrompido por esta abominación siga con el artículo. Pero si algo debéis recordar de este punto es que las bromas no hay por donde cogerlas. Es imposible. ¡IMPOSIBLE!

Segundo Punto: La trama no se entiende.

Bueno, seamos justos, la trama se entiende…durante los primeros diez minutos. Después se va de copas y nos deja de lado. Para que lo sepáis, os cuento todo desde el principio del cómic. Después de años de coexistencia pacífica, los carnívoros y los herbívoros reciben un varapalo tremendo, perdiendo a sus crías. Los herbívoros culpan a los carnívoros, y los carnívoros culpan a los carroñeros. En una agridulce alianza, los carnívoros y los herbívoros se unen, creando así el llamado “Pacto Vegetariano”, que consiste en cuatro reglas: 1, ningún animal matará a otro animal; 2, ningún animal comerá a otro animal; 3, los animales muertos serán honrados y enterrados; 4, aquel que no acate estas leyes será castigado con la muerte. Uno de los motivadores de este pacto es el lobo Wolfeimer, del que hablaré más tarde. Con esta premisa acababa el cómic y empieza la peli, la cual cambia el punto protagonista a un personaje del grupo de carroñeros, la hiena Crevel (que le pone la voz el insufrible Enrique San Francisco…No, de verdad, el tío hará mucha gracia, pero es que su voz se me atraviesa). Crevel está harto de tener que comer lechuga, así que se va al cementerio a zamparse los cadáveres, pero descubre que las tumbas están todas vacías por que alguien ya se los ha comido a todos. Cuando es pillado con las manos en la masa por los auténticos autores del delito, Crevel les amenaza con delatarles, y estos contratacan extendiendo el rumor de que ha sido Crevel quién se los ha comido. Por el momento no va mal, ¿no? Pues bueno, aquí fue cuando se les acabó a tinta en los bolis y dijeron: “A la porra, vamos a poner un par de guasas y referencias a las elecciones, y si podemos plagiar Rebelión en la Granja pues mejor que mejor”. Y eso hicieron los tíos estos. El resto de la película no es más que chistes sueltos y una referencia a las elecciones que habría hecho gracia si la película hubiese tenido lugar en la época de elecciones. Y aunque hubiese tenido lugar, tampoco habría sido tan graciosa. Las cosas parecen llegar a la cúspide del despropósito cuando la hiena Crevel idea un plan que consiste en disfrazarse de Jabalí y movilizar a todos los animales para acabar con los felinos. Suena bien, pero está hecha con las nalgas.

- Primero, la hiena suena igual todo el rato. ¿Es que no se dan cuenta de que el jabalí camina sobre dos patas, huele a hiena hedionda y no tiene forma de Jabalí? A, que esa era la broma dices…Pues no hace gracia.
- Segundo, los herbívoros no son solo más sino que están armados hasta los dientes con astas, cuernos y colmillos (badum tish). Si así es la cosa, ¿Por qué no han decidido atacar antes?
- Tercero, entre las filas de los felinos se cuentan un harem de gatas, el yerno violado, el rey león piojoso y gordo, y un tigre sieso y borde con la voz de José “Homo Bífidus Activus” Coronado (me meteré con el, pero es el mejor de toda la película). Si a eso le añadimos que entre las filas de los herbívoros también se suma un ejército de cocodrilos, ¿a santo de qué necesitan que los motive una hiena disfrazada de jabalí?
- Cuarto, y que esto me lo explique alguien, ¿qué rayos motiva a los cocodrilos y a dos lobos a unirse a los herbívoros? Lo de los cocodrilos se explica más o menos, ya que los felinos abusan de ellos como matones, ¿pero que rayos pintan ahí los lobos? ¿Es que se han vuelto vegetarianos? En ningún momento les veo zampando lechuga.

Estos son solo cuatro puntos de la trama que no entiendo en absoluto. Y os aseguro que hay más. ¿Por qué le prenden fuego a la escuela a mitad de la película? ¿Por qué hay una granja en medio de la selva? ¿Por qué el cementerio está cerca de la granja pero a la vez al lado de la escuela y entre la ciénaga y el palacio de los leones? ¿¡Que rayos hacen los leones viviendo en palacio!? ¿¡Se han escapado del cómic “Los leones de Bagdad!? Pero sobre todo, y esto lo enlazo con el siguiente punto…

Tercer Punto: El trabajo de los actores es penoso.

…¿¡Por qué el oso polar suena como un subnormal!? Se que puede sonar malsonante, es más, suena malsonante, pero dejad que os aclare algo. Da igual la cantidad de películas que se hayan hecho en las cuales se meten a mala saña con los que tienen Síndrome de Down (ejemplo de esto, la aberración de Crispín Glover “What is it?”). Lo que le hacen a ese estereotipo en esta película es…es…es que es vergonzoso. El personaje es un oso polar llamado Marítimus. Al principio, antes de que abra la bocaza que tiene, sugieren que es ruso. Yo me esperaba un oso con acento ruso, y haciendo sonar mal las palabras con el propósito de hacer la gracia. La primera vez que le oímos hablar, suena como una sirena de barco que se haya quedado sin pilas: “¡¡¡¡HOOOOOOOOOOOOOLAAAAAAAAAAAAAA CHIIIIIIIIIIIIIIIICOOOOOOOOOOOOOOOS, QUE MAAAAAAAAAAL QUE ESTAAAAAAAAAAAAAA EL TIEEEEEEEEEEEEEEEEEEMPOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO!!!” Tuve que parar el DVD. Rebobinar. Y ponerlo una vez más. No lo podía creer. Os juro por lo más sagrado, por mis logros de la 360, que jamás me hubiera imaginado un personaje todavía más cargante que Jar Jar Binks, o que los robots hermanos de Transformers 2. Increíble. Es simplemente increíble. Y esto no sería un problema, si el oso polar no hablase mucho, ¡¡¡PERO SE PASA HABLANDO TODA LA PELÍCULA!!! Y lo que es peor, toma partido en las bromas esas repetidas que no hacen pizca de gracia. No me atrevo a repetirlas, es demasiado para vuestra psique. Pero a lo que voy es a una simple y llana petición: ¡¡¡DEJAD DE USAR A ACTORCILLOS FAMOSOS PARA PONER VOCES A DIBUJOS ANIMADOS!!! Ya se hizo en “Shrek”, y fue más por pura suerte que otra cosa. En “Buscando a Nemo” casi se excusa por que Anabel Alonso lo hace genial. Pero en esto…En esto da ganas de llorar. No se salvan ninguno de los actores de doblaje, excepto José Coronado, y ¿sabéis por que niños? ¡Por que apenas habla! Solo suelta un par de frases, con una voz grave y profunda, y se nota en todo momento que no intenta hacer gracia, lo cual hace que te partas el ojal de risa. Sus intervenciones son de lo mejor de la película, pero no compensan la violación auditiva que suponen el resto de voces. Y creedme, lo del oso polar puede ser el peor caso, pero hay ejemplos que se le acercan, y aquí voy con el cuarto y último punto.

Cuarto Punto: Se han cargado a todos los personajes del cómic.

Veamos. Podría acabar esto diciendo que todos los personajes (salvo el del tigre) son totalmente opuestos a los que nos presentaron en el cómic. Pero no voy a hacer tal cosa, y para acabar rápido os voy a poner tan solo tres ejemplos, los más acentuados en mi opinión:

- Primero. El Rey de los Leones: En el cómic, la primera vez que lo vemos lo está violando otro león (no, no es broma, leeros el cómic si no me creéis). Es un paria, un desecho viejo y ahajado que no tiene la resistencia para sobrevivir en el mundo. Pero cuando el tigre se alza contra los demás leones macho, el león viejo se arma de valor y le ayuda a acabar la faena, haciéndose con un harem de leonas para el solo y convirtiéndose en el Rey de los Leones. En la película se pasa todo el día comiendo y fornicando sin parar. No hace otra cosa. Bueno vale, es como si hubieran seguido el desarrollo del personaje más allá del cómic, pero en ningún momento se hace referencia a los orígenes. Nos quieren hacer creer que el personaje ha sido siempre así, lo cual no es verdad, y los que hemos leído el cómic lo sabemos.

- Segundo. Los Lobos come lechugas: En el cómic, para empezar, ¡SON PERROS! No hay lobos en el cómic (a excepción de Wolfeimer), son dos perros chapuzas que intentan construir trampas para evitar que los “otros carnívoros que no son perros” se los coman, y nunca funcionan. Son los secundarios cómicos de la historia. En la película son un par de lobos fríos y calculadores que no saben por donde van los tiros y que sin embargo son capaces de intimidar a cualquiera, hasta el punto que se convierten en los lugartenientes de la hiena disfrazada de jabalí. (¿Estáis confusos? Por que a mi no veáis lo que me duele la cabeza).

- Tercero. Wolfeimer: O si…Gran “alerta de spoiler” aquí, pero es verdad. Como os dije anteriormente, Wolfeimer fue uno de los muchos que ayudó a promover el pacto entre carnívoros y herbívoros. En el cómic, es un personaje taciturno y el protagonista. Su alma está rota por la muerte de su único hijo, y sufre pesadillas con el que cree que es su hermano (no os spoileo nada, quiero que os leáis el cómic). En definitiva, es un personaje que nunca sonríe, nunca dice nada gracioso, y cuando habla tira bocados. Es un personaje fantástico, y lo que es mejor, que te lo crees. En la película…Ay Dios, en la película…Vale, en la película solo sale durante los últimos 15 segundos…Si, lo digo en serio, 15 segundos de aparición que tiene. Y esto se debe a que se supone que está muerto, y se pasan toda la película sugiriendo su regreso. “Que Wolfeimer va a volver”, “Que no está muerto, que está vivo”. Tal miedo le tienen los felinos que se refieren a el como “Aquel del que nunca hablamos”, lo cual deriva en, quizás, la única broma divertida de la película, la cual consiste en que “Aquel del que nunca hablamos” se acaba convirtiendo en “Aquel del que no dejamos de hablar”. He de admitir que eso me hizo gracia. Pero bueno, hay mucha emoción y excitación por que Wolfeimer aparezca, y cuando lo hace…Ay Dios mío, cuando lo hace solo dice estás dos frases, mirando al tigre que se está intentan exiliar: “¡¡¡PERO BUENO HOMBRE!!! ¡¡¡NO SE OS PUEDE DEJAR SOLOS!!! ¡¡¡QUE MIRA LO QUE ME HABÉIS HECHO CON EL TINGLAO!!! ¡¡¡Y MIRA LA CARA QUE TIENES!!! ¡¡¡AAAAY, MIRA LA CARA QUE ME TRAES!!!” Bueno, no estaría tan mal…DE NO SER POR QUE SE ESTA PARTIENDO DE LA RISA, Y DE QUE LA VOZ ES LA MISMA ¡¡¡QUE LA DEL CONDENADO OSO POLAR DE LAS NARICES!!! ¡¡¡¡Le han puesto a Wolfeimer, el personaje más dramático de todo el cómic original, la voz de un personaje que debería estar condenado a vivir en una película de Mike Myers!!!! ¿¡ES QUE NOS HEMOS VUELTO LOCOS!?

Conclusión Caníbal.

Solo quiero decir esto. Esta película es un ejemplo más de que la combinación de las cosas más guays del mundo, no suele funcionar. Una película que combina: El estudio de animación que hace Cálico Electrónico, las voces de mogollón de famosos, una producción de tres años, el intento de hacer algo que no sea 3D con tecnología digital, y una base sólida, se ha ido a tomar viento. Pero, ¿por qué? ¿Cuál ha sido la causa de esta tragedia? (nótese la ironía, por Dios). Pues la causa es sencilla: La intención de hacerla adulta. Nikodemo tiene la desgracia de pensar que ponerle tacos a todo suele hacer gracia, y esto solo les ha funcionado con un trío de personajes de Cálico Electrónico (véase, Los Niños Mutantes de San Ildefonso). Pero ponerle tacos a todo, chistes guarros y decir “hijo de puta” cada cinco segundos, no tiene gracia alguna. ¿Por qué creéis que no he dicho apenas tacos en esta crítica? No es que me crea mejor que nadie y no me guste decir tacos (soy el tío más palabrotero con el que jamás hablarás). Es que intento compensar la tamaña cantidad de palabrotas que han metido en esta aberración, esta abominación, este gasto de dinero y recursos que podría haber dado para hacer al menos 50 cortos de Cálico Electrónico muchísimo mejores que esta película de 78 minutos. Que ellos dirán que dura 78 minutos, pero a mi se me hicieron como tres horas.
Compartir en:
Comentarios
Por Byjana
S?bado, 01 de agosto de 2009 | 0:01
Cuando compr? el c?mic y lo le? har? como dos a?os, no pude evitar pensar "Guau, han hecho trailers en plan broma, pero esto va a ser un drama guap?simo".
Un a?o m?s tarde, no sal?a ning?n otro c?mic, y por el emule de casualidad encontr? la peli (ni tan siquiera sab?a que hab?a sido llegada a estrenar). Me puse con mis galletitas a verla, y puedo asegurar de que James ha contado una verdad como un templo. Es una meirda, a los actores muchas veces no se les entiende, no tiene ninguna relaci?n con el c?mic, ??NINGUNA!! Trat? de buscar la conexi?n entre ambas cosas pero nada, un tru?o del tama?o de la barriga de Calico...
Por MARITIMUS
Jueves, 27 de agosto de 2009 | 23:45
Alg?n d?a os explico como fue todo, cronolog?a incluida, si es que no lo hab?is le?do ya en otra parte, que se puede.
 


Advertencia: Todas las opiniones emitidas en este blog son hechas a título personal por cada uno de los autores originales de los artículos, así mismo, el contenido de cada artículo refleja únicamente las ideas y opiniones del autor original de la misma. Este blog no se hace responsable de los comentarios emitidos por sus visitantes y se reserva la potestad de moderarlos según sea necesario.